Artículos

Feliz día de muerte

¿Habéis sobrevivido a la noche de Halloween? ¿Truco o trato?

Feliz día de los muertos. O Feliz día de todos los santos. Que todo depende desde el lugar en el que me estéis leyendo.

Aunque es bien sabido que con la muerte no hay ni truco ni trato que valga.

Sin embargo, para nosotros los escritores, hoy es un día lleno de oportunidades.

Si escribes terror o te mueves por las letras más oscuras, todo el día de hoy es una fuente intensa y continua de inspiración. El día está lleno de referencias: en series, películas o literatura; en adornos en establecimientos y centros comerciales. En la gente que pasea sus mejores disfraces de muerte. El mismo título del artículo bien podría ser el inicio de cualquier obra. El punto de partida para dar rienda suelta a un sinfín de muertes y días llenos de gente sin alma. Gente dispuesta a acabar con cualquiera que se cruce en su camino.

Aunque no solo de muerte se nutre el escritor, aunque sea un escritor de terror o misterio. También de vida. La vida de sus personajes. Pero… ¿No es acaso la muerte parte de la vida?

Para morirse tan solo hay que estar vivo, que dice mi madre.

O como los protagonistas del microcuento que apareció mientras escribía el artículo.

Los lamentos de Gabriel se escucharon en todos los rincones de la casa. Pareció sentirse en soledad en ese instante.
Y es muy triste morir en soledad.
Eso mismo debió pensar doña Remedios. Preparó un vaso más y bebió lo mismo que había preparado para acabar con su marido.

El lamento mismo por una vida justa, por una compañía injusta, puede ser el detonante que nos obligue a matar o morir. Desde el relato más negro o el más dramático. La muerte siempre estará presente, aunque sea como parte de la vida.

Otro de los acontecimientos importantes que da comienzo hoy, 1 de noviembre, es el NaNoWriMo (National Novel Writing Month en sus siglas en inglés). Un mes en el que muchos escritores se pone a aporrear el teclado o gastar lápices como locos. Un mes con el objetivo de acabar una novela de 50000 palabras. O un borrador. Está claro que después de escribir toda esa cantidad de palabras en tan corto espacio de tiempo, tu novela necesitará una considerable revisión y corrección. Pero bueno, habrás escrito 50000 palabras y tendrás un borrador con el que podrás continuar trabajando el resto de meses.

¿Habéis participado algún año en el reto? Contádmelo.

Mi idea este año es participar. Plasmar sobre el papel (o el ordenador) una historia que lleva bailando un tiempo en mi cabeza. No estoy seguro si podré terminarlo, pero voy a intentarlo. A pesar de que este mes tenga unas vacaciones pendientes fuera del país.

Pero eso es otra historia que bien merecerá su espacio propio.

¡Disfrutad el día!

Ahí queda eso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
Responsable José Manuel González Cómitre +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

A %d blogueros les gusta esto: